Cargando Eventos:

« Todos los Eventos

  • Este evento ya finalizó

Semana Santa Córdoba 2015 | Lunes Santo

30 marzo, 2015 @ 23:55

semana-santa-cordoba-2015-lunes-santo-portadapage_9 page_10 page_11 page_12page_37
semana-santa-cordoba-2015-lunes-santo-toda-la-informacion

HERMANDAD DE LA MERCED
Venerable e Ilustre Hermandad del Santísimo Sacramento y Cofradía de Nazarenos de Nuestro Padre Jesús Humilde en la Coronación de Espinas, Nuestra Madre y Señora Santa María de la Merced y San Antonio de Padua.
http://www.hermandaddelamerced.orgA lo largo del año 1954 un grupo de feligreses de la parroquia del Buen Pastor y San Antonio de Padua y el párroco de la misma crean un grupo de oración y de culto a la Eucaristía que pronto se convierte en el germen de una nueva cofradía de carácter sacramental. Esta cofradía se articula en torno de sus dos primitivas imágenes. La del Señor era una talla que la Diputación provincial había cedido al templo recién inaugurado durante el episcopado de fray Albino y que ya se conocía como Nuestro Padre Jesús de la Humildad en su Coronación de Espinas, en cuanto a la Virgen, el nombre de Merced obedece a dos causas: por un lado la proximidad del centro penitenciario cordobés y por otro lado, la inclusión entre los fundadores de muchos trabajadores de la empresa CEPANSA que habían residido con anterioridad en Barcelona cuya patrona es la Virgen de la Merced.La Virgen de la Merced recorre por primera vez en procesión de Gloria las calles cordobesas el día 1 de noviembre de 1954 cuando fue trasladada desde la iglesia de San Lorenzo hasta la de San Antonio de Padua. Hasta su incorporación en el año 1958 al itinerario oficial, la Virgen salió cada Lunes Santo por los aledaños del templo, sobre el paso de María Santísima de la Amargura, en el que también realizó su primera Estación de Penitencia, y que había de disponerse apresuradamente, puesto que su hermandad del Rescatado salía en procesión el Domingo de Ramos.Desde su primera salida procesional, la hermandad lo hace solo con el paso de Virgen, que en 1960 estrena los respiraderos que llevaría hasta 1968. En el año 1962, año en el que dispone de banda de cornetas y tambores propia, sale efímeramente la imagen del Señor. En el año1964 la hermandad no realiza su estación de penitencia, recuperándola en el año 1965 de nuevo solo con el paso de la Virgen, en el cual se van a volcar todos los esfuerzos, de forma que en el año 1967 estrenará la candelería, en el 1968 las jarras, en el año 1969 la saya y en el 1970 el manto.En el año 1969 comenzaría la tradición de intercambiar ramos de flores con la cofradía del Remedio de Ánimas a su paso por la puerta de San Lorenzo.Bajo el mandato de don Patricio Carmona se produce el nombramiento como hermano del entonces gobernador civil, don Julio Gutiérrez Rubio, el cual meses después de abandonar la ciudad por su ascenso a una Dirección General volvió a nuestra ciudad parar pronunciar el Pregón de la Semana Santa de 1971 en el que manifestó su orgullo por pertenecer a esta cofradía.En otoño de 1978 se crea la primera cuadrilla de hermanos costaleros de la Merced, sin embargo la lluvia impide la salida de la cofradía en el año 1979 por lo que será en 1980 cuando la Virgen de la Merced salga por primera vez portada por sus hermanos costaleros.El deterioro que sufría la talla de la Virgen de la Merced y que impedía una posible restauración motiva que en el año 1976 el imaginero Francisco Buiza realizara la imagen actual que, en un principio, mantenía las manos de la dolorosa antigua, aunque posteriormente el imaginero se vio obligado a tallar unas nuevas. En el año 1978, ante la inadecuación de la imagen del Señor al misterio que la cofradía pretendía formar, Francisco Buiza esculpió un nuevo Padre Jesús Humilde, para quien la hermandad adquirió un paso a la cofradía del Perdón de Cádiz. Así en el año 1980 se incorporaba a la estación de penitencia la imagen del Señor, estrenándose al año siguiente el sayón y los dos soldados que completan la escena y que fueron realizados por Pinto Berraquero.En el año 1982 la cofradía decide cambiar el color blanco del palio, cambiándolo por el azul pavo real, que también es escogido para el nuevo manto, en lugar del hasta entonces granate.En el año 1986, la hermandad decide incluir en su recorrido procesional la estación en el convento de las Esclavas del Santísimo Sacramento, en la Puerta del Colodro que, desde entonces ha mantenido. En ese mismo año, se produce el hermanamiento entre esta cofradía y la de la Sangre, que regala a la Señora el puñal que lucía en su salida procesional hasta el año 2005 en el que estrena un nuevo puñal en oro realizado y diseñado por el hermano de la cofradía Manuel Valera Pérez y que fue donado por un grupo de hermanos.

La renuncia de don Manuel Rodríguez como hermano mayor deja a la hermandad en manos de una junta gestora entre junio de 1987 y marzo de 1988. En este periodo, sin embargo se realizan actos de relieve como la salida extraordinaria del paso de palio el día 26 de septiembre, con motivo del año mariano, o la exposición de vestiduras litúrgicas, celebrada durante la Cuaresma en la Diputación provincial. Por otra parte, la Agrupación de Hermandades y Cofradías de confió a sus cuadrillas de hermanos costaleros el traslado de la Virgen de la Fuensanta los días 7 y 8 de septiembre de 1987 a la Catedral, donde el obispo Infantes Florido, también hermano de la cofradía, nombró a la venerada imagen patrona de las cofradías cordobesas.

Bajo el mandato de don Miguel Ángel de Abajo Medina, cobra fuerza en el seno de la hermandad la idea de alterar su jornada de salida a la Madrugada del Viernes Santo. Respaldada la decisión por el cabildo de hermanos se solicita el cambio a la Agrupación de Cofradías que lo aprueba el 25 de noviembre de 1991, saliendo por primera vez en la Madrugada el año 1992. En este mismo año, ante la negativa de la Agrupación de Hermandades de que las tres cofradías que hacían estación de penitencia en la Madrugada se dirigiesen a la Catedral desde la Plaza de las Tendillas, sin concluir la Carrera Oficial, la cofradía pasó en silencio ante los distintos palcos oficiales haciendo callar sus bandas, para manifestar de esta forma su disconformidad. También en este año, se sustituye el hábito nazarenos blanco con fajín rojo, por el actual de túnica, capa y escapulario color marfil y correa de cuero.

En agosto de 1993 las imágenes titulares son trasladadas al convento del Císter por realizarse obras en San Antonio de Padua.

Razones de distinta índole, desde económicas hasta participativas hacen que la hermandad se replantee la vuelta al Lunes Santo, hecho este que es aprobado por el cabildo general de hermanos en 1997 y que se pone en práctica a partir del Lunes Santo de 1998.

En la estación de penitencia del año 1999 se recupera la banda de cornetas y tambores de la cofradía, con antecedentes en los años sesenta convirtiéndose en una de las más prestigiosas bandas de cornetas y tambores de nuestra ciudad, y la única que ha participado, acompañando al misterio de la Hermandad sevillana de San Gonzalo, en un Santo Entierro Magno de la capital hispalense.

Sede de la hermandad: Parroquia de San Antonio de Padua

HERMANDAD DE LA ESTRELLA
Hermandad Sacramental del Dulce Nombre de Jesús y Cofradía de Nazarenos del Santísimo Ecce Homo, Nuestro Padre Jesús de la Redención ante Caifás, Negaciones y Lágrimas de San Pedro y Nuestra Señora de la Estrella.
http://www.laestrelladecordoba.org

En el año 1981 un pequeño grupo de cofrades daba los primeros pasos para la constitución de una nueva hermandad en la parroquia de la Trinidad unidos por el culto a dos antiguas imágenes del patrimonio parroquial, un Ecce Homo y una Dolorosa de escuela granadina, a la que llamaron Nuestra Señora de los Remedios, Reina de Todos los Santos. El día 5 de abril de 1981 presentan unos primeros estatutos que fueron aprobados para un periodo de cinco años, la mayor parte de los cuales estuvo al frente de la hermandad una junta gestora.

El 20 de julio de 1986 se constituye formalmente una junta de gobierno que adopta el nombre actual de la hermandad y encarga al imaginero Juan Ventura de la realización de la talla de Nuestra Señora de la Estrella, cuyo coste fue de 350.000 pesetas. El día 25 de octubre de 1986 los responsables de la cofradía deciden la celebración de un triduo de bendición a cargo de fray Ricardo de Córdoba, en el convento de las Esclavas del Sagrado Corazón, al cabo del cual la imagen sería trasladada en Vía Crucis al templo de la Trinidad.

Para la bendición de la imagen, la hermandad solicita la presencia del obispo don José Antonio Infantes Florido, quien delega en el vicario general de la diócesis, don Valeriano Orden. La imposibilidad de este de poder acudir a este acto, hace que sea fray Ricardo de Córdoba quien presida este acto.

La llegada de la nueva imagen no es el revulsivo que se esperaba y la junta de gobierno se plantea la posibilidad de un traslado en dirección a alguno de los barrios cordobeses que no contaban con hermandades en sus templos parroquiales, tal y como acordó en sesión celebrada el 29 de noviembre de 1986. Tras varios meses de búsqueda, la hermandad recibe la respuesta positiva del responsable parroquial de San Fernando el día 26 de septiembre de 1987. Así el 20 de diciembre de ese mismo año, la cofradía emprende el camino hacia la que será su nueva sede con la imagen de su Titular. Es en este nuevo templo, en el barrio de la Huerta de la Reina, donde los hermanos de la Estrella encuentran la respuesta que buscaban y donde se consolidan institucional y patrimonialmente. Así, con fecha 11 de abril de 1988, se aprobaban sus estatutos definitivos y en noviembre de ese mismo año se celebraban, por primera vez, los cultos a su Titular, integrándose en el año 1989 en la Agrupación de Hermandades y Cofradías.

En el año 1990 se crea en el seno de la Hermandad la Agrupación Musical “Nuestro Padre Jesús de la Redención”, auténtico referente de las Agrupaciones Musicales de nuestra provincia y cuya calidad le ha llevado ya a grabar dos trabajos discográficos.

En el año 1991 la hermandad encarga al imaginero Miguel Ángel Jurado la talla del titular de la cofradía que será bendecida en el templo parroquial el 5 de abril de 1992 por el entonces vicario de Pastoral Diocesana, don Antonio Evans Martos. Será el mismo Miguel Ángel Jurado el encargado de realizar la imagen del Dulce Nombre e Jesús, advocación bajo la que la hermandad acoge su título de sacramental y que fue bendecida el 12 de junio de 1994.

La hermandad tenía prevista su primera salida procesional en la tarde del Lunes Santo del año 1996, sin embargo la lluvia frustró esta primera salida y fue el Lunes Santo de 1997 cuando la hermandad realizó su primera salida portando la imagen el paso de misterio de la Redención. En esta primera salida procesional, al llegar a la ermita del Pretorio, el paso se giró, la banda hizo callar sus instrumentos y una representación de la hermandad depositó un ramos de flores en el lugar donde, a finales de 1996 habían caido asesinadas dos agentes de la Policía Local.

En la actualidad, con el paso de misterio totalmente acabado y dos formaciones musicales en marcha, los esfuerzos de la hermandad se centran en la realización de un paso de palio en el que algún día poder procesionar a su Titular mariana, Nuestra Señora de la Estrella.

Sede de la hermandad: Parroquia de San Fernando

HERMANDAD DE LA VERACRUZ
Piadosa Hermandad Sacramental del Buen Pastor y de la Inmaculada Concepción y Muy Antigua, Siempre Ilustre y Venerable, Pontificia, Real, Fervorosa, Humilde y Seráfica Archicofradía de la Santa Vera Cruz, Nuestro Señor de los Reyes y María Santísima del Dulce Nombre en sus Dolores Gloriosos.
http://www.veracruzdecordoba.org

Ya existe constancia de la existencia de la advocación de la Vera Cruz en nuestra ciudad en el año 1497, en una ermita del Campo de San Antón, a extramuros de la ciudad. En el siglo XVI, especialmente en los años comprendidos entre 1536 y 1550, cobran auge las hermandades de este título, al amparo de los religiosos franciscanos y, entre ellas la cordobesa, erigida en el convento de San Pedro el Real. Después de siglos de esplendor la cofradía no fue capaz de superar la crisis del siglo XIX produciéndose su extinción.

En el año 1980, un grupo de jóvenes se reúne en torno a una Dolorosa existente en el convento de Madres Filipensas del Buen Pastor, hasta que en 1983 adopta la advocación de la Vera Cruz, fusionándose con la hermandad del Dulce Nombre y cobrando verdadera carta de naturaleza con la aprobación de sus estatutos por el obispo Infantes Florido. La primera junta de gobierno dirigida por don Manuel Roldán Roses, encarga al imaginero sevillano Antonio Dubé de Luque la imagen de María Santísima del Dulce Nombre en sus Dolores Gloriosos que es bendecida por fray Ricardo de Córdoba el 1 de abril de 1984. En este mismo año, la cofradía recibe los títulos de concepcionista y sacramental.

Las dificultadas para una futura salida procesional que presenta la iglesia del Buen Pastor hace que la hermandad se traslade con todos sus enseres a la Parroquia de San José y Espíritu Santo donde establecerá su sede canónica.

Aunque el Crucificado al que rendía culto la primitiva cofradía se conserva en el convento de la Visitación, de las Madres Salesas, la hermandad decide encargar también a Dubé de Luque la talla de la imagen de Nuestro Señor de los Reyes, que será bendecida el día 8 de diciembre de 1987 por el obispo don José Antonio Infantes Florido.

En el año 1988 la hermandad es admitida en la Agrupación de Cofradías. En los años siguientes se borda la túnica procesional del Señor en los talleres de la propia hermandad, al mismo tiempo que se labraban y confeccionaban las insignias corporativas para en el año 1991 sumarse a la nómina de cofradías que realizan su estación de penitencia en la tarde-noche del Lunes Santo.

En esta primera salida procesional, la hermandad es acompañada de una nutrida representación de hermandades de la Vera Cruz de nuestra provincia y del resto de Andalucía. Durante los primeros años, la estación de penitencia debe iniciarse desde el colegio de las Madres Mercedarias, debido a las complicaciones que ofrecía la puerta principal de la iglesia de San José y Espíritu Santo hasta que, en el año 1994, la hermandad culmina las obras de una nueva puerta lateral que le permitirá salir desde su sede.

En el año 1994, la labor de sus hermanos más jóvenes se encauza en la fundación de la hermandad filial de Colegiales del Santo Rosario, Santo Domingo Savio y Divina Pastora de Nuestras Almas en torno a una imagen de esta advocación encomendada a Miguel A. González Jurado.

En el año 2000, la hermandad ve cumplido su anhelo de procesionar a María Santísima del Dulce Nombre, si bien la lluvia obligó a la hermandad a suspender su estación de penitencia y permanecer en interior de la Santa iglesia Catedral hasta el Domingo de Resurrección en la que volvería a cruzar el puente romano para volver a su templo.

A lo largo del año 2005, la hermandad ha celebrado su XXV Aniversario refundacional con una serie de actos que han culminado el día 19 de febrero, a las 12: 00 horas, en la Iglesia Parroquial de San José y Espiritu Santo con el Solemne Pontifical con motivo de la conmemorativo de este XXV Aniversario de su refundación presidido por Su Eminencia Reverendísima fray Carlos Amigó Vallejo, Cardenal Arzobispo de Sevilla.

Con motivo de unas obras que se inician en el mes de noviembre de 2006 la Parroquia de San José y Espíritu Santo es cerrada al culto, reabriéndose el día 24 de diciembre de ese mismo año. Durante ese tiempo, la Hermandad traslada a sus Titulares a las dependencias de su casa de Hermandad donde es acondicionada una capilla al efecto.

Sede de la hermandad: Parroquia de San José y Espíritu Santo

HERMANDAD DE LA SENTENCIA
Ilustre Hermandad del Santísimo Sacramento, Nuestra Señora de la Alegría y Cofradía de Nazarenos de Nuestro Padre Jesús de la Sentencia, María Santísima de Gracia y Amparo y San Nicolás de Bari.
http://www.hermandaddelasentencia.org

La incorporación de la Hermandad de la Sentencia a nuestra Semana Santa en el año 1945 supone el nacimiento del Lunes Santo cordobés. Sus orígenes se remontan a los últimos meses de 1944 cuando un grupo de feligreses de la parroquia de San Nicolás de la Villa, entre los que se encontraban prestigiosos juristas y conocidos comerciantes de la época, consiguen el apoyo del párroco de la misma para instituir una nueva hermandad en este templo. En sus primeros estatutos, aprobados en febrero de 1945, adopta el título de Nuestro Padre Jesús ante Pilatos. La primera junta de gobierno está presidida por Rafael Mir de las Heras, quien después sería presidente de la Agrupación de Cofradías y a quien sería reconocido con la medalla al Mérito cofrade, concedida por la hermandad de Pasión.

La profesión de buena parte de sus primeros directivos hace que la hermandad oriente su labor social a la asistencia legal a los internos de la Prisión Provincial que lo solicitasen.

El 27 de febrero de 1944 se contrata con el imaginero Juan Martínez Cerrillo la hechura de la imagen de su Titular, que es entregada el día 24 de octubre de ese mismo año. Para la primera salida procesional prevista para el Lunes Santo de 1945, era necesaria también la imagen de Pilatos que el mismo imaginero entregó justo el día antes de la salida. Asimismo, la hermandad adquirió para tal ocasión un juego de varas a la hermandad de la Amargura de Sevilla. El Señor aparecía en esta primera salida vestido con túnica blanca y las manos atadas a la espalda.

En el año 1946 se adopta la decisión de cambiar la advocación del titular, adoptándose la actual de Nuestro Padre Jesús de la Sentencia.

En el año 1947, se completa el resto de las figuras del misterio y en el año 1949, se invierte la posición de las manos de la imagen del Señor, pasando a anudarse por delante, comenzándose a utilizar el color rojo en la túnica del Señor.

Hasta el año 1951, en el que la hermandad del Stmo. Cristo del Remedio de Ánimas se sumó al Lunes Santo, la hermandad de la Sentencia será la única que procesione en este día, con la única excepción del año de su primera salida, en el que la lluvia hizo que la hermandad del Rescatado aplazase su salida procesional a este mismo día.

En los años cincuenta la hermandad añade a su estación de penitencia una cruz de guía de tan grandes proporciones que debía ser llevada por cuatro hermanos en unas andas con horquillas. En el año 1958, la hermandad nombra como hermano mayor honorario al presidente del Tribunal Supremo, motivo por el cual durante muchos años figuró en la procesión una representación del alto órgano judicial, asumida habitualmente por el presidente de la Audiencia Provincial.

El 31 de mayo de de 1976 se bendice la imagen de María Santísima de Gracia y Amparo. La intención de la hermandad desde bastantes años atrás era la de añadir una imagen de la Virgen a su titularidad bajo la advocación de Nuestra Señora de los Desamparados, sin embargo el hecho de que la hermandad de las Penas hubiese dado esa advocación a la imagen dolorosa que incorporó en el año 1973 hizo que finalmente fuera María Santísima de Gracia y Amparo la advocación elegida, en consonancia con las vinculaciones de la institución al ámbito judicial. No obstante, no será hasta el año 1979 cuando la nueva titular mariana de la hermandad haga su primera salida procesional, para lo cual la hermandad de la Sangre prestó a la hermandad los elementos imprescindibles para el paso de palio.

Entre los años 1987 y 1989 se culmina el tallado del nuevo paso de misterio, vendiéndose el anterior a la hermandad del Santo Entierro de la localidad cordobesa de Pozoblanco. Entre los años 1993 y 1995, la hermandad acometerá el dorado de la nueva canastilla. También en el año 1993 la hermandad sustituye todas las figuras del paso de misterio, exceptuando la del Señor. Las nuevas figuras fueron realizadas por imaginero cordobés Miguel Ángel García Jurado quien también realizará una importante restauración a la figura de Nuestro Padre Jesús de la Sentencia.

En el año 1994, la hermandad conmemora su cincuentenario fundacional con una solemne función litúrgica oficiada por el entonces obispo de Córdoba, don José Antonio Infantes Florido.

A mediados del mes de octubre del año 2006, a causa de unas obras que deben realizarse en su Sede Canónica de la Iglesia de San Nicolás de la Villa, la Hermandad traslada a sus titulares a la cercana capilla de la Alegría donde permanecen hasta el año 2008 en el que se vuelve a reabrir la iglesia de San Nicolás volviendo las imágenes titulares a este templo.

Sede de la hermandad: Parroquia de San Nicolás de la Villa

HERMANDAD DEL VÍA CRUCIS
Hermandad y Cofradía de Penitencia del Vía Crucis del Santo Cristo de la Salud.

Aunque la idea de su fundación surge en el año 1968, no será hasta 1972 cuando se den los pasos definitivos para la creación de esta Hermandad, aprobándose sus estatutos en diciembre de este año. La sobriedad y la austeridad serán dos de los sellos distintivos de esta hermandad, la única que porta a su Titular a hombros de los hermanos sin paso procesional.

En un principio, la hermandad se erige bajo el título de Santísimo Cristo del Vía Crucis, una talla de Cristo crucificado de finales del siglo XVI que estuvo vinculada en ese siglo a otra cofradía pasionista.

Los primitivos estatutos de la cofradía no hacen referencia al día de salida, ya que este aspecto se decidirá en febrero del año 1973, adoptándose la decisión de realizar la estación de penitencia el Viernes o el Lunes Santo. Aunque la preferencia de la hermandad es el Viernes Santo. Finalmente, la Agrupación de Hermandades y Cofradías le asigna el Lunes Santo.

A finales de 1972 se constituye la primera junta de gobierno de la hermandad y en la Semana Santa del año 1973 se realiza la primera salida procesional. En el año 1974, Miguel Arjona Navarro realiza una restauración de la imagen titular, realizando el hallazgo de un documento en el interior de la talla que permite establecer la cronología y la identidad de la persona que encargó el crucificado.

En el año 1976, se cambia el nombre de la hermandad adoptando el actual de hermandad del Vía Crucis del Santo Cristo de la Salud, con lo cual también se recupera la advocación que tuvo esta imagen en el siglo XIX.

Durante el mandato de Rafael Mariscal se adquiere la sede de la hermandad y se potencian una serie de actividades culturales con la idea de recuperar tradiciones cordobesas como, por ejemplo, el acto literario “Córdoba, Semana Santa y la Saeta” que se desarrollará entre 1983 y 1990. También durante el mandato de este hermano mayor se estrenan los candelabros labrados por Miguel Arjona, autor también de los ciriales que escoltan al Cristo y se acomete la reforma de los estatutos de la hermandad en el año 1979.

En el año 1989 se estrena un palio de respeto cuyo diseño y bordado es de Antonio Castelló Fernández.

En el año 1990 la hermandad conmemora el cuarto centenario de la imagen titular. Con tal motivo se realizan numerosas actividades entre las que destacan la edición de una monografía del doctor Juan Aranda Doncel sobre el movimiento cofrade en los barrios de San Juan y Todos los Santos desde el siglo XVI hasta nuestros días y la exposición que se monta en el Palacio de Viana y que acoge piezas de imaginería, pintura, orfebrería y documentos pertenecientes a la parroquia de la Trinidad.

En los años noventa se renuevan algunos elementos del cortejo procesional como la Cruz de Guía y el palio de respeto. Se incorpora el estandarte con el escudo de los trinitarios calzados, en referencia a la orden religiosa que ocupó hasta la exclaustración de 1835 la actual parroquia de San Juan y Todos los Santos. Se recupera también el acto literario de cada cuaresma dedicado a la exaltación de Córdoba, Semana Santa y saeta. En el año 1992 se inaugura una nueva sede y en 1997se celebra el 25 aniversario de la fundación de la hermandad con un programa de actos en el que destaca la organización en el mes de noviembre del I Encuentro Nacional de Hermandades bajo la advocación de la Salud en el Palacio de Congresos y Exposiciones de nuestra ciudad.

La labor en el plano social constituye uno de los fines esenciales de esta cofradía y está centrada en el hogar Santo Cristo de la Salud dedicado a la tercera edad.

En la actualidad, la cofradía mantiene su peculiar severidad penitencial en la salida procesional del Lunes Santo que discurre, en gran parte, por calles de la Judería donde se levantan los típicos altares domésticos que esta hermandad ha recuperado.

Sede de la hermandad: Parroquia de San Juan y Todos los Santos´

HERMANDAD DE ÁNIMAS
Muy Humilde y Antigua Hermandad Sacramental del Santísimo Cristo del Remedio de Ánimas y Nuestra Señora Madre de Dios en sus Tristezas

A finales del siglo XV se constata la existencia de corporaciones de ánimas en las parroquias cordobesas de San Agustín, San Andrés, Santa Marina y San Lorenzo. De esta última, está confirmada su actividad en el año 1545 cuando son catadas sus reglas por dos hermandades de ánimas extraparroquiales, las de los hospitales de San Martín y San Sebastián.

A lo largo del siglo XVIII la cofradía de Ánimas se encuentra en un estado de decaimiento. Las desamortizaciones del siglo XIX le supondrán el golpe definitivo sin que la fusión con la sacramental de San Lorenzo pueda evitar su extinción, si bien la devoción popular hacia su Crucificado Titular no decae.

El 17 de abril de 1949 se produce una reunión para refundar la hermandad del Santísimo Cristo de los Remedios y Benditas Ánimas del Purgatorio. En esta reunión hay catedráticos de bachillerato, teólogos, pintores y literatos vinculados al grupo “Cántico”, que van a dotar a la reemergente corporación de una estética singular, fruto de la profundización en el conocimiento de sus raíces históricas. Así se nombra una comisión encargada de la elaboración de los estatutos, inspirados en los del año 1690. Estas nuevas reglas serán aprobadas por el obispo fray Albino el 23 de diciembre de 1949, nombrándose diez días después la primera junta de gobierno dirigida por don Francisco Torralba Molina

El Lunes Santo de 1951, la cofradía realiza su primera estación de penitencia que presentaba una serie de innovaciones estéticas que sorprendieron a los cordobeses como es el caso de celadores con crótalos de madera en vez de las campanitas tradicionales, sustitución de los cirios de los nazarenos por faroles del Viático, fúnebres tañidos de campanas al paso de la comitiva o el canto del Miserere que cantaban al Crucificado las religiosas del hoy desaparecido convento de Santa María de Gracia.

Por desacuerdo con el cambio en la carrera oficial fijada por la Agrupación de Cofradías, la Hermandad de Ánimas, con permiso expreso del obispo Fernández Conde incumple el itinerario fijado en el año 1961, lo que le llevó a un fuerte contencioso con la Agrupación, zanjado con la dimisión de la junta de gobierno de la cofradía el 11 de febrero de 1962. Ni en este año, ni en el siguiente, realiza su salida procesional, llevando una vida difícil que casi la condena a la desaparición.

El 10 de julio de 1963 un pequeño grupo de cofrades se pone en contacto con el párroco de su sede canónica para poner fin a la situación planteada, contando con el beneplácito de la autoridad eclesiástica. Recuperada la normalidad, la hermandad se reintegra a las procesiones de nuestra Semana Santa en 1964. Hasta el año 1972 la hermandad permanece fiel a su cita de cada Lunes Santo, si bien su vida interna pasó por distintos altibajos.

En el año 1973 se produce el estreno de un nuevo paso que permitía el inicio de la estación de penitencia desde el mismo interior de San Lorenzo. En el año 1976, la lluvia obliga a suspender la estación de penitencia del Lunes Santo, pero la hermandad la realiza el Jueves Santo aprovechando el hueco que había dejado la hermandad de las Angustias por la restauración de sus titulares.

En el año 1975 se produce la incorporación de su Dolorosa Titular, Nuestra Señora Madre de Dios en sus Tristezas. Con motivo de una visita del hermano mayor a la localidad sevillana de Écija, para adquirir un templete para la reliquia de la Santa Espina que figuraba en el frontal del paso del Señor, se conoce la existencia de una talla mariana, propiedad de un particular, que podría encajar con la línea de la cofradía. Así, siente días después la hermandad se hacía con la imagen que era aceptada por el cabildo general de hermanos. Tras la confección de un candelero y una primera restauración encomendada a Miguel Arjona y Miguel del Moral la imagen es bendecida el 10 de noviembre de 1975. La primera salida procesional de esta imagen, en 1977, ha sido la única vez en la que un titular de la cofradía ha sido procesionado llevado por costaleros, haciéndolo en un paso que posteriormente fue vendido a la hermandad del Resucitado de Puente Genil. La experiencia no fue positiva y la Virgen tuvo que esperar hasta el año 1983 para volver a salir el Lunes Santo, ya sobre ruedas.

En el año 1977, la Hermandad de Ánimas acoge como filial a la hermandad de la Entrada Triunfal, la cual estará bajo su tutela hasta el año 1981.

Entre los años 1981 y 1988 se desarrolla el trabajo de Miguel Arjona para realizar el peculiarísimo paso de la Virgen de las Tristezas a la par que Antonio Castelló acomete las tareas de bordado del mismo.

En el año 1982, la cofradía consigue la erección en el interior de la Parroquia de San Lorenzo de una capilla propia, una vez remodelada la antigua de la Magdalena. Asimismo, el 10 de abril de 1984 se le impone a la imagen de la Dolorosa una corona de plata labrada por Alfonso Luque Morales, según un diseño de Miguel Arjona Navarro y que fue costeada por las donaciones de los hermanos.

En el año 1986 se consigue una de las grandes aspiraciones de la hermandad como es la recuperación del título de sacramental que ya tuvo la hermandad de Ánimas en el siglo XIX.

En el mes de noviembre de 1987, la hermandad conmemora el 450 aniversario de su fundación con diversos actos, entre los que destaca el de Exaltación que realizó el poeta y cofrade fundador de esta hermandad don Pablo García Baena. El día 2 de ese mes, tras una misa de difuntos, el Santo Cristo fue trasladado a la Catedral a hombros de sus cofrades, mientras se realizaba un solemne Vía Crucis por las calles del recorrido y cuyas estaciones leyeron representantes de las cofradías de silencio y de la feligresía de San Lorenzo. Durante los días 5, 6 y 7 se celebró un solemne triduo y el día 8 regresó a San Lorenzo en su paso procesional acompañado de fieles cofrades y representaciones de muchas cofradías.

Entre los años 1991 y 1997 se termina el paso de Nuestra Señora Madre de Dios en sus Tristezas, completándose la candelería en plata entre 1991 y 1997, el bordado del manto y de la saya entre 1993 y 1996 y el de las gualdrapas en 1997.

En el año 2005 el Santísimo Cristo de Ánimas preside el Vía Crucis anual organizado por la Agrupación de Hermandades y Cofradías de Córdoba, volviendo de esta manera al primer templo cordobés, acompañado de una gran cantidad de hermanos y fieles que rezaron el santo rosario durante todo el camino de ida y vuelta desde San Lorenzo a la Catedral.

En el año 2006, con motivo de unas obras de restauración que se acometen en la Parroquia de San Lorenzo, la Hermandad traslada el día 28 de diciembre de forma solemne a sus Titulares hasta las dependencias de la casa de hermandad, regresando a San Lorenzo en marzo de 2009 tras su reapertura.

Sede de la hermandad: Real Iglesia Parroquial de San Lorenzo Mártir

Share on FacebookTweet about this on TwitterEmail this to someone

Detalles

Fecha:
30 marzo, 2015
Hora:
23:55
Event Categories:
, ,